Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Ir abajo

Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Lun Abr 18, 2011 12:48 pm

S t e f a n D u n s t

Tercera semana de clases. Viernes por la tarde noche.


¿Castigada? No! Castigados. La clase de pociones había sido una tortura, la habían puesto con un Durmstrang de 6to año, como si su nivel fuera inferior al de sus compañeros. Maldito profesor y sus discriminaciones. Para peor, no había sido cualquier Durmstrang, sino el "señor le gano a todas" Dunst. Lua había estado con la cara larga toda la clase, cuando habían dado las indicaciones que debían hacer para una poción Crece pelos se había puesto manos a la obra con los elementos ignorando a su compañero olímpicamente. Cuando el profesor no había visto ésta había hechado un poco más de patas de sapo disecado de lo que decía su libro y allí todo se había vuelto para atras, el caldero había explotado, chorreando a montones y salpicando a todos los de la mesa de enfrente. Parecían el tío cosa, aquel simpático pariente de una entretenida serie muggle viejisima. Aguantandose una carcajada la castaña había mirado al profesor con inocencia, pero éste no había respirado hasta decirles a ambos que estaban castigados por una semana. Tres horas limpiando la sala de Trofeos por día.

Es que no podían ponerles algo mas aburrido? Encima tenía que compartirlo con Dunst. Con paso decidido había caminado hasta llegar allí, no le interesaba si Stefan le seguía los talones. - Ésto es tu culpa.. - claro, no podía hecharse la culpa ella misma, sería denigrante y él único que estaba allí era él. Stefan, había pasado mucho tiempo desde que no lo había vuelto a ver, pero su hostilidad había crecido a raudales por nada, porque simplemente él siempre sonreía y le gustaban las bromas, cualquier estupidez que hiciera el castaño la sacaba. Al abrir la puerta de la sala Lua suspiró, sin magia debían hacerlo, sería mejor empezar de una vez y dejar la charada para otra oportunidad.

Sin prestar atención al muchacho se quitó la capa quedando solo con su falda y camisa desabotonada, sin corbata, porque ésta la había olvidado en la sala esa mañana, debía estar cómoda si la obligaban a trabajar. Al fin se sentó y tomó un paño húmedo y comenzó a fregar un gran y plateado premio que seguramente habría pertenecido a algun nerd de por allí, ni se detuvo a leer la inscripción.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Lun Abr 18, 2011 1:31 pm

Mis pasos seguían muy de cerca a la hermana de Z mientras que mi boca intentaba aguantar la risa debido a lo chistosa que era la situación, el hecho de que nos pusieran juntos en la clase de pociones ya era algo demasiado irónicamente alegre como para que me frustrara por tener que pasar tiempo con ella tres horas diarias, de hecho me sentí totalmente regalado con el castigo, así podría molestarla, verla enfurecer y distraerme por un rato para despejar mi mente del aniversario del accidente que habíamos tenido con mis amigos que se acercaba a pasos agigantados - Si no me hubieses ignorado por completo durante toda la clase haciendo lo imposible por demostrarme qué eras buena en algo esto no estaría pasando, fea - la molesté con una sonrisa de oreja a oreja mientras que pasaba antes que ella en la habitación luego de que ésta abriera la puerta, era caballero por naturaleza, pero con Lu simplemente la caballerosidad no me salía o más que eso, sabía que no sería bien recibida así que ¿para qué molestarme? - Ademas admite que estabas deseando estar a solas conmigo, sino ¿para que tantas patas de sapo disecado en la poción? Vamos Lu, sabes que tengo ojos rápidos... ¿o no te acuerdas de aquel juego de Quidditch? - mis labios seguían curvados en una sonrisa mientras que mis cuerdas vocales pedían a gritos una carcajada, realmente me gustaba molestar a las chicas, pero molestar a Lu era toda una delicia.

Sin dejar de sonreír tomé otro de los trapos que allí habían y comencé a limpiar ese desastroso lugar mientras que mis labios comenzaban a murmurar una canción, ayer había sido la primera vez que tomaba mi guitarra después de once meses y me sentía tan desleal con la música que no podía no estar con ella todo el día ahora que la había retomado al fin. - Limpia bien, no quiero que me vuelvan a castigar nuevamente por TU CULPA - esta vez no pude evitar una leve carcajada que callé de inmediato al notar la hostilidad del ambiente, mis ojos se posaron por segundos en el rostro de la joven que me acompañaba y no pude evitar volver a sentir esa ligera atracción que siempre me había provocado su persona ¡Es que esa muchacha era toda una delicia! Lástima que fuera hermana de mi amigo... en cosas como esa odiaba la lealtad amistosa.



Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Lun Abr 18, 2011 2:19 pm

No ignoraba que Stefan se estaba riendo de ella de una forma muy descarada y se estaba aguantando mucho no golpearlo, las artes marciales que le habían enseñado sus hermanos sumado al entrenamiento de box de su abuelo favorito de algo debían servir. Intentaba no escucharlo, ignrarlo como lo había hecho en clases pero la estaba fastidiando más de la cuenta. La situación no le parecía graciosa, en ese momento podría estar dando vueltas por ahí con Everleigh en lugar de escuchar al hermafridita de Stefan hacerse el agrandado porque le había ganado hacía dos años. ¡Es que todavía se acordaba! Lua desvió solo su mirada de la copa para mirarlo - Que sepas que no lo hice para estar contigo, creía que eran de rana, no de sapo, no las hubiera agarrado si supiera, odio a los sapos Stefan.. - murmuró fulminandolo con la mirada.

El muy Durmstrang se había puesto a cantar ahora, tenía ganas de sacar su varita y ponerle una patata en la boca para que dejase de berrear, aunquen no lo hiciese mal la hirritaba, no había persona en el mundo que la hiciese enervarse más que el guapetón hermano de su buena amiga Caroline. El feo ese debería aprender de su hermana y ser un poco más dulce e inocente. La gota que la colmo fue su último comentario. La castaña bufó y gateó hacia él. - Mi culpa feo? Tu tambien podrías.. haberme dicho que eso estaba mal.. - le dijo con suavidad, regañandolo, pero tan sutil como un buen felino entrenado, las pestañas largas de Lua bailaron para él mientras lo miraba intensa. - No sé porque Z te tiene entre sus más queridos amigos.. - sonrió de lado con soltura, había agarrado el trofeo que él tenía y se lo había puesto sobre la cabeza como sombrero.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Lun Abr 18, 2011 3:04 pm

La forma en como Lu me fulminaba con la mirada era demasiado sexy para la testosterona de cualquier joven de mi edad, eso nadie lo podía negar, pero su mirada mezclada con la cara tierna que tenía era un golpe mortal para MIS bajos instintos, estuve tentado a tomarla por la cintura y besarla con furia tal y como lo había hecho a dos años, pero el código de hermandad hacia el durmstrang me tenía más que amarrado a varios metros de donde ella estaba, suspiré lo más silenciosamente que pude tratando de concentrarme en el maldito trofeo que tenía que limpiar y no su perfecto trasero que, recordaba, se acomodaba a mis manos a la perfección. - Odias todo lo que se te cruza, Lu - comenté tratando de volver a las bromas sino comenzaría a hacer cosas más entretenidas que limpiar trofeos.

Mi mirada se mantuvo en el trofeo en todo momento hasta que escuché como ponía su trofeo en el suelo, levanté mi mirada para encontrarme a una sexy gatita gateando hacia mi provocando que casi quisiera morderme los labios por lo tentadora que se veía, tuve que hacer un esfuerzo sobre humano para escuchar las palabras que salían de su boca y no desviar mi mirada hacia sus pechos pues se dejaba entre ver un poco el nacimiento de ellos al tener parte de la blusa desabrochada, yo, como buen estudiante seguía con mi uniforme completo, sólo que la corbata estaba más holgada, no tenía abrochado los dos primero botones de la camisa y para qué hablar de mi pelo que estaba todo desordenado - Si no te hubieses empeñado en ignorarme lo hubiese dicho, fea... pero apenas y me mirabas para demostrarme lo muuucho que te agrado - comenté con sarcasmo mientras que no podía evitar a que mi mirada a segundos bajara para contemplar sus pechos - ¿porque soy genial? - respondí a su pregunta con otra pregunta levantado mi mirada de sus senos en el momento justo en el que me ponía el trofeo como sobrero - Maldita diabla - comenté antes de tomarla por la cintura provocando que nuestros cuerpos quedaran juntos en el suelo haciéndola rodar por unos momentos mientras que el ruido seco del trofeo golpeando el piso se escuchaba en toda la habitación.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Lun Abr 18, 2011 3:30 pm

No odiaba a todo lo que se le cruzaba solo que los sapos eran feos, repugnantes para ser más precisos, todos rugosos y llenos de ústulas sobresalientes, húmedos, lo había comprobado una noche en que el gracioso de Kairos le había puesto uno en su cama, el grito que había pegado la castaña se había hecho escuchar por toda Rumania y los pueblos vecinos. - Quizás odie todo lo feo que se me cruza en mi camino.. - lo corrigió con media sonrisa sugerente, la castaña sabía sacar sus garras cuando se trataba de defenderse, y aunque nadie lo creyera, era mejor con las palabras que con los golpes bajos en los cojones.

La mirada de Stefan sobre sus pechos no se le había pasado inadvertida, maldito desubicado era el Durmstrang ese. Alzó una ceja - Se te perdió algo feo por aquí? - bromeó sin detenerse a escucharlo - Asi te ves mejor, en realidad tu cara no se vé, pero es genial, deberías dejartela siempre.. - sisanea, le encantaba sembrar sisanea y mucho más si se trataba de él. Genial él? CLaro y ella era la reina de inglaterra y la alumna más aplicada de todo Hogwarts, lo que había que escuchar, por merlín.

La estaba tomando por sorpresa esa vez, la había tomado por la cintura y hecho rodar ensuciarse con el polvo del cuartucho ese. La castaña le golpeó el hombro y al rodar se quedó sobre él, sentada y muy cómoda. - Ahora si Dunuts, quien gana? - preguntó cruzandose de brazos, estaba sentada justo en su entrepierna y sabía que cualquier movimiento que hiciera o lo dejaba duro y preparado o le rompía los cojones por molesto. Una de dos.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Mar Abr 19, 2011 12:49 pm

La mala suerte que había tenido de que Lu quedara encima de mi entrepierna sumado al hecho de que ya me había parecido bastante excitante la forma en que había gateado hacía mí tan seductoramete hacía tan sólo unos segundos atrás nos daba como conclusión que la pequeña Griffyndor me estaba poniendo en una situación demasiado incómoda antes de lo que había pensado. Las ganas de tragar saliva estaban aumentando a pasos agigantados sin embargo no hice nada al respecto y en vez de eso largué una tremenda carcajada mientras posaba mis manos por debajo de mi cabeza formando una pequeña almohada sabiendo que sería sólo cuestión de segundos para sacarla de ese lugar, lo que menos quería era que la pequeña me provocara una erección que tendría que bajar con una ducha fría, odiaba el agua helada, ese era uno de los puntos por los que nunca llevaba el coqueteo ta lejos - ¿Es que nunca te rindes? - comenté mientras una nueva carcajada salía de mi boca - Te gané hace dos años en algo que no es de mi completo agrado, ¿qué te hace pensar que me puedes ganar en las demás cosas, especialmente si son tan agradables como estás? - comenté guiñándole un ojo mientras que hacía un ligero movimiento de cadera sumando con un pequeño movimiento de mi entre pierna para que pudiera sentirme por encima de su calzón, esa era una de las ventajas que tenían las faldas.

Suspiré teatralmente en signo de aburrimiento fingido mientras que mis ojos la penetraban - Ríndete, fea... soy imbencible - le dediqué una de mis mejores sonrisas para luego sacar las manos de debajo de mi cabeza y llevarlas a su cintura con el fin de quitarla de encima, tenerla mucho tiempo ahí no era sano para mi salud mental.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Mar Abr 19, 2011 9:37 pm

La carcajada socarrona y la comodidad que Stefan estaba finjiendo la hicieron fruncir el ceño, aunque hasta con el rostro enfuruñado se viera perfecta lo fulminó otra vez. No lo dejaría salirse con la suya esta vez, demasiado había hecho su tortura de verano como para no vengarse esta vez. Apretó los labios cunado éste se movió, sintiendolo plenamente rozar sus bragas. Eso no era justo para ninguno de los dos y él bien lo sabía. - Nunca me rindo feo, es que acaso no te has dado cuenta? - preguntó tomando sus manos cuando éste estaba a punto de tomarla por la cintura para sacarla de allí.

 

No señor, no se rendía. - Eres un idiota.. - su nota calma avecinaba una tormenta tropical. Sabía lo que era capaz si se proponía algo, por lo que se acercó lentamente, dejando las manos del castaño a un lado y poniendo las suyas en su pecho. - Eso que acabas de hacer te ha sumado puntos.. - mirió descarada, muy cerca de sus labios, mordiense el mismo en el instante en que él miró sus ojos. - Pero deberás mejorar para la próxima. No lo recuerdas Dunst? Casi pierdes tu hermosa virginidad conmigo.. - murmuró con saña, hablandole entre ronroneos. Su cuerpo se aplastó sobre él, con la falda apenas tapandola.

 Esa vez lo dejaría con más ganas de guerra que cualquier mujer podría dejarlo. Respirando en su cuello, dejando que su olor a flores salvajes se metiera en su piel, jugó en su cuello aprisionando sus manos.




A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Jue Abr 21, 2011 4:53 am

Mis cejas se arquearon algo sorprendidas mientras que una risa traviesa aparecía en mi rostro al comprobar que la pequeña Lu no quería bajarse de mi entrepierna, ¿es que acaso no había tenido suficiente estimulo de alerta con el movimiento que había realizado o es que tendría que comenzar a desnudarla para que la castaña se retirara y yo no quedara como un maldito cobarde virgen? Volví a suspirar cuando sus primeras palabras inundaron la habitación, yo más que nadie sabía que eso era verdad, el sólo haberle visto la cara cuando perdió aquel juego de quidditch me dejó muy claro que era de las chicas que odiaba perder, y ahora que volvía a estar frente a ella podría asegurar que era de las que no se rendía ni tampoco de las que olvidaba, al parecer teníamos más cosas en común de las que pensaba en aquel verano.

Sentí como tomaba mis manos y las bajaba de sus caderas para luego dejar sus manos encima de mi pecho, esto se ponía a cada segundo más interesante estaba siendo víctima de una violación satisfactoria y estaba seguro que después andaría diciendo que éramos nosotros los que queríamos a las mujeres sólo para satisfacer nuestros deseos carnales ¡Las mujeres son tan... contradictorias! - Puntos a mi favor, perfecto - comenté con una sonrisa, si la pequeña quería jugar yo no me negaría, aunque al parecer mi juego tenía un final muy distinto al de ella, comenzé a dejarla ser mientras que mi sonrisa se enanchaba, sin embargo ésta desapareció ante el siguiente comentario de la hermana de Z.

Con mis cejas perfectamente arqueadas tomé fuertemente su cintura y con un leve balanceo dejé su espalda pegada al suelo para ahora yo estar encima de ella, aunque no me puse encima del todo, sino que sólo ladeé mi cuerpo apoyándome con mi codo de manera que nuestros pechos se rozaran, pero mis piernas se quedaran al lado de las de ella, llevé una de mis manos a su rostro y saqué un revoltoso cabello que me tapaba la visión de unos de sus ojos - Al parecer mi hermanita está hablando más de la cuenta - le sonreí para que no se diera de cuenta de lo avergonzado que estaba al enterarme de que ella sabía mi pequeño secreto, no me avergonzaba de ser virgen, claro que no, mal que mal era mi elección de vida, pero sí me avergonzaba que ella lo supiera, no me gustaba quedar por inexperto. - Pero tu lo has dicho... "CASI"... Si no lo hice en ese verano, ¿qué te hace pensar que tengo ganas de hacerlo ahora, fea? - mis ojos se clavaron en los suyos, la verdad era que aún no me interesaba experimentar ese tipo de cosas, tenía claro que mujeres no me faltaban - Aunque no es malo recordar viejos tiempos - susurré acercando mi rostro al de ella dejando nuestras bocas a escasos milímetros, yo no la besaría, si ella quería jugar adelante.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Vie Abr 22, 2011 3:07 pm

Todavía era un pequeño niño el que tenía en frente, alguna vez se había hecho la tonta ilusión de que al verlo nuevamente fuera el hombre con el que había soñado más de una noche, pero no. Stefan seguía siendo el mismo patán y su sonrisa era.. demasiado tierna, demasiado deseable y la castaña estaba tentada de probar nuevamente esos labios. Las palabras de él la hicieron negar con la cabeza. Stefan la había puesto bajo su cuerpo y así no tendría muchas alternativas. Se quedó quieta sin intentar zafarse, no quería hacerlo, algo dentro de ella le decía que allí, en esa posición junto a él podría estar mucho tiempo y no molestarse en lo absoluto.

- Ha sido un buen recuerdo, pero creo que fue pasado, nada pasó esa noche, Caro y Z interrumpieron.. - una sonrisa traviesa surcó los labios de la Rumana - ¿Qué habría pasado si ellos no entraban? - No le estaba diciendo feo, no lo insultaba, solo quería saber de una vez por todas que es lo que había pasado realmente esa noche. Estaba recordando, no como Stefan se lo había propuesto, pero lo hacía. Sus ojos azules brillaron intensos por la proximidad que ambos tenían sus rostros, y seguía hablando - Si Caro y Z hubieran estado en otro lugar esa noche, habrías parado? - no quería mostrar debilidad y no lo hacía, era conciente que estaba hablando de más, pero esa seguridad y arrogancia en esa mujer eran pura naturaleza.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Vie Abr 22, 2011 3:30 pm

Las palabras de Lua hicieron que la atmósfera de juego pasara a estar cargada de recuerdos mucho más profundos que simples palabras serpientes que no tenían mucho sentido, mi mirada que estaba penetrando la de ella tratando de descifrara a donde quería llegar con sus preguntas se desvió poco a poco recorriendo su nariz, barbilla, cuello hasta finalmente salir del cuerpo de Lua al mismo tiempo que mi cuerpo se separaba del de ella y hacía un ligero movimiento para quedarme sentado en el frío suelo dándole la espalda. Recogí una de mis piernas para poder apoyar mi codo en la rodilla y de esa forma mi mano quedara a la altura de mi cabeza y pudiera refregar mi rostro a gusto especialmente la parte de los ojos demostrando un poco de incomodidad mientras que mi mente viajaba en el tiempo a dos años atrás.

Un leve suspiro salió de mi boca al no saber qué responder, no porque no quisiera, sino porque la respuesta la desconocía, esa noche cuando nuestros respectivos hermanos aparecieron yo simplemente atiné a hacerme un lado del cuerpo de Lua y disculparme con su hermano como buen amigo que era, pero si ellos no hubiesen entrado... ¡Uff! esa noche la átmosfera se estaba dando para todo, sin embargo no podría asegurar que hubiese llegado hasta el final, Lua era hermosa, pero ella no era de las que se comprometían y yo no era de las personas que tenían sexo sólo por tenerlo, sino fuera por esa maldita cualidad de la castaña sería la mujer perfecta - No lo sé, Lu - mi voz sonó pausada, ya no estaba el Stefan bromista hablando, había cosas en la vida que simplemente no se podían tomar a la ligera, al menor no para mi - Para serte sincero no lo sé - giré mi rostro para poder mirar el de ella, no quería que con mi respuesta se desilusionara o algo por el estilo, pero tampoco quería mentirle.

Giré mi cuerpo por completo con el fin de quedarme frente a ella, no se me había pasado la forma altanera con la que me había preguntado, pero después de tanto tiempo conociéndola ya no le prestaba atención a su tono de voz - Esa noche... ese verano en realidad no iba en busca de nada... nunca lo estoy, para mí las cosas simplemente pasan - traté de explicarle - tu ya me conoces - desvié nuevamente mi mirada hacia uno de los trofeos, al parecer era mejor volver al trabajo. - En todo caso ¿por qué te entró la curiosidad ahora? No recuerdo que te hubiese importado mucho a la mañana, semana, mes, año siguiente - comenté irónico, la verdad es que eso me había dolido, había estado a punto de perder mi virginidad con ella y Lua como si no hubiese pasado nada...


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Vie Abr 22, 2011 3:48 pm

Y decían que las mujeres eran las delicadas que se tomababan todo con demasiado sentimento, claro, las mujeres, pero Lua no era cualquier mujer y estaba orgullosa de eso. Ningún Durmstrand podría defraudarla hablandole del amor y de las relaciones como él decía, es más, ya no le veía importancia a sus anteriores preguntas. Era cabezota y bipolar, por lo que al ver que él se separaba de ella con sus manos se ayudó a ponerse de pie, acomodó su falda lo mejor que pudo, sacó de su bolsillo una coleta para atarse el cabello y procedió a alejarse de él mientras se peinaba.

- Lo que pasó paso, no importa sé como eres, y tu sabes como soy.. - fue toda la respuesta que soltó la castaña pelirroja mientras miraba los trofeos sin tocarlos. - Además.. - si, ya había comenzabo a hablar y era muy dificil que callara cuando los pensamientos se le acumulaban todos en la cabeza - Creo que tu nunca elegirías a una persona como yo para eso, al menos por la primera vez, tiene que ser especial para ti, verdad? - se giró para enfrentarlo, ese cuento ya lo había escuchado, Ever siempre decía que solo perdería la virginidad con alguien al quien realmente ame, y dicho y hecho, su amiga estaba felizmente de novia. Ella nunca había pensado así, aunque las cosas de la vida habían hecho que su primera vez no fuera un grato recuerdo y no se lo deseaba a nadie más.. bueno, quizás si a un par de serpientes de por ahí.




A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Vie Abr 22, 2011 4:17 pm

La reacción de la pequeña no me tomó por sorpresa, sabía que se enojaría o al menos cortaría el momento juguetón que habían tenido anteriormente, pero peor hubiese sido mentirle, odiaba las mentiras, la inconsecuencia y por sobre todo la irresponsabilidad. Cerré los ojos cerrando mis manos en un puño para no darme un zape por no llevar las cosas con más tacto, pero es que no sabía que era lo que esperaba que le dijera, las mujeres eran demasiado impredecibles para mi gusto. Giré mi rostro para poder seguirla con la mirada observando como se recogía su hermoso cabello, pero su siguiente frase provocó que no me pudiera fijar en nada más que en ella, de pronto la sala se me hizo algo pequeña y me faltaba el aire ¿a donde quería llegar con tantas indagaciones? ¿No podía sólo dejarlo estar?

Suspiré lentamente mientras me levantaba del suelo para caminar hacia ella, al parecer la pequeña no había entendido lo que le había querido decir, el hecho de que quizás no hubiese seguido esa noche no es porque ella no fuera especial para mí, todas las personas en mi vida de una u otra forma lo era, pero lo que no quería era estar con una persona a la cual no le importara las consecuencias de lo que estábamos haciendo, el sexo no era algo que se debía tomar a la ligera.

Sin saber por qué, mis brazos la rodearon abrazándola con fuerza - Tiene que quererme, Lu - comenté cuando me separé de ella para mirarla a los ojos - tiene que saber y tengo que saber que a la mañana siguiente no será sólo un revolcón de una noche - mis manos acariciaron lentamente su mejilla mientras que mi mirada se complementaba con la de ella. De la nada mis caricias comenzaron a ser cada vez más suaves hasta que, como impulsado por una fuerza invisible, mi rostro bajó lentamente hacia el de ella hasta que nuestros labios se juntaron, era extraño, pero a pesar de que ya habían pasado dos años, fue como llegar a un lugar conocido.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Vie Abr 22, 2011 4:39 pm

Jamás se quedaba con la duda, era directa y precisa como una buen arma de combate. Directo al blanco. Ese era el porque del que le hiciera esa clase de preguntas, preguntas tontas de las que una chica tiene siempre al terminar una relación, un amor de una noche y todas esas cursilerías. Eso le pasaba por andar mucho tiempo con Everleigh. Desistió de haber magia y comenzó a pasar el plumero por los primeros estantes vacíos, no serái cosa de acomodar luego los lujosos trofesos sobre la madera empolvoreada. No esperaba respuesta ya porque ya ni caso le hacía al castaño a su lado. Se había daod cuenta, allí, bajo ese cuerpo fuerte y masculino que no solo era eso, cuerpo, el alma de Stefan era demasiado pura como para hacerle daño.

Y hablando de daños, ella ya había hecho mucho daño, había dejado varios corazones rotos, hacía unos días su mejor amiga le había dicho que estaba feliz porque estaba de novia con el amor de su vida, y resultaba que ese mismo chico ya había pasado por sus labios. Era la primera vez que se sentía sucia en esos dos años en que comenzó a comportarse sin que nada ni nadie le importase. Los brazos grandes y marcados de Dunst la sostuvieron y le dijeron lo que ya sabía. Si, él merecía alguien que lo quisiese no solo por ese cuerpo de infarto que tenía. Le iba a contestar que esperaba que consiguiese a esa mujer en su vida pero no pudo hacerlo. Los labios de él la habían hacho callar. Lua cerró los ojos y se sostuvo con el plumero aun en su mano de su espalda, correspondiendo su beso suavemente, éste no era como los que se habían dado en casa todo lleno de hormonas y necesidad. Ése beso era diferente y a pesar de que lo negase estaba haciendo que sus piernas parecieran gelatina y su corazón bombeara fuerte.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Vie Abr 22, 2011 5:07 pm

Cuando noté que Lua me respondía el beso en vez de apartarme a cachetadas no dudé en posar una de mis manos en su cintura mientras que la otra la mantenía en su suave rostro, desde que había conocido a la castaña no había podido dejar de admirar su belleza, es que no podía negar que desde su rostro hasta la punta de sus pies era una chica hermosa y cuando habló bromeando con todo el mundo me quedó claro que era una de las chicas que consideraba de "mi gusto" eso por no decir que su lengua era bastante rápida lo que le daba varios puntos extras, por lo que no había dudado en besarla cuando había tenido la oportunidad, lo que había pasado hacía dos años y una sola vez en la cual salimos pillados en una posición bastante indecorosa.

La mano que tenía en su cintura no tardó en acercarla más a mi mientras que con mi lengua me abría paso en el interior de su boca, no tenía formas para explicar lo cómodo que me sentía besando sus labios a pesar de todo el tiempo que había pasado, pero así era, y sin explicación ni lógica no quería parar de besarla. La mano que tenía en su rostro se fue hacia su nuca enredándose en su cabello provocando que aumentara la presión del beso, mi lengua recorría con júbilo la húmeda cavidad encontrándose a ratos con la de ella en el interior de su boca o de la mía la verdad es que ya ni cuenta me daba.

Lentamente y a duras penas comencé a hacer el beso más lento hasta que lamentablemente llegó a su fin, mientras que nuestros labios se separaba mis ojos, que habían estado en todo momento cerrados, comenzaron a abrirse de apoco para encontrarme con los azules turquesa de ella, mi respiración estaba algo agitada mi boca algo brillante y con gusto a poco, mis manos aún entre su nuca y su cintura, en definitiva ninguno de mis músculos se quería mover de ese lugar y mi boca no sabía qué decir, por primera vez en mucho tiempo estaba... sin palabras.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Vie Abr 22, 2011 5:25 pm

Que él la besase así debería estar penado por la ley, era injusto, su lengua recorría cada rincón de la boca de la castaña, causando estragos en todo su cuerpo, haciendola estremecer como solo un hombre había logrado hacerlo. Querer un poco más de lo poco que él le daba, porque, todo el colegio lo sabía ya, no se conformaba con un par de besos. En los brazos de él se sentía bien, sus caricias eran suaves y reconfortante, algo nuevo, algo para querer tener toda la vida. Stop.

¿Que mierda es lo que se le pasaba por la mente? Era Dunts, el rarito que se la daba de estrella y de puro samaritano cuando había tenido más pretendientes que cartas Santa Claus, Lua suspiró contra esos labios mientras sus manos se mantenían en la cintura de Stefan, esperaba que a la directora no se le ocurriera entrar en ese momento porque no sabría que decirle.

Cuando el beso terminó y sus miradas se encontraron la rebelde Gryffindor se mordió el labio y bajó la cabeza con el rostro perlado de rubor en las mejillas. Ella no se sonrrojaba facilmente, ni siquiera cuando uno de sus compañeros por hacer una jugarreta le había colgado sus bragas en una de las torres más altas a la vista del todo el patio. No sabía que decirle ni tampoco sabía porque él la había besado, solo opto por ser ella misma, porque no sabría ser de otra forma. - Has mejorado con los años feito.. - le dijo pasando su pequeña mano por su barbilla, sonriendole leve.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Vie Abr 22, 2011 5:55 pm

Mi mirada seguía prendada de la de ella y apenas me la esquivó para agachar su cabeza con el fin de ocultar su sonrojo me quedé enormemente sorprendido, Lu, la Lua que yo conocía, no se sonrojaba por nada y no sólo eso, jamás era de las que desviaba la vista primero, de hecho muy pocas personas podían quedarla mirando muy fijamente sin sentirse intimidados por sus penetrantes ojos, aunque supiera que llevaba las de perder ella jamás saldría de su postura desafiante, por lo que no pude evitar arquear una ceja al verla tan vulnerable y por primera vez comencé a plantearme la idea de que tal vez, y sólo tal vez, la imagen que yo tenía de la hermana de mi amigo no era del todo correcta.

Mi ceja volvió a su lugar de origen mientras que una sonrisa salía de mis labios al escuchar sus palabras tan típicas en ella, aunque el gesto que las acompañó me dejó algo pensativo, ¿desde cuando Lua era cariñosa? Mis manos se alejaron de su cuerpo lentamente para luego meterlas a mi bolsillo mientras me encogía de hombros - mientras que tú sigues arruinando momentos tiernos, feita - bromeé mientras me encaminaba hacia donde había quedado el trofeo que estaba limpiando junto al paño de limpieza. Los tomé sin decir palabra para luego comenzar a sacarles el polvo nuevamente, aún no terminaba el turno de ese día y ya estaba deseando que llegaran las horas del castigo del día de mañana, ¿era un hombre inconsecuente por desear eso? Odiaba la inconsecuencia por lo que nunca me había gustado ejercerla, pero no podía evitar querer estar más tiempo con Lua a pesar de que mi boca digiera lo contrario.

Mi mirada que estaba más o menos preocupada de lo que hacía no paraba de desviarse cada cierto tiempo hacia la castaña, por alguna razón el beso que nos habíamos dado lo sentía distinto a los demás y aunque supiera que yo no era el tipo de hombre de la ryffindor, así como ella no era mi tipo de mujer, no me cerraba a la oportunidad de volverlo a repetir ¡Maldita sea, estaba siendo más que inconsecuente! Al parecer necesitaba dormir - Lu... ¿por qué nunca has querido tener algo serio con nadie? ¿No te aburres de andar picoteando por todos lados y no quedarte en ninguno? - ella me había tapado de preguntas queriendo solucionar sus dudas y necesitábamos tema para conversar, así que le pagaría con la misma moneda y de paso despejaría algunas dudas que tenía sobre la amiga de mi melliza.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Vie Abr 22, 2011 6:16 pm

Y quizás fuera así, la imágen que Stefan tenía de ella nunca podía compararse con el ser total de Lua, porque era intensa, y la intensidad varía en cada momento de su vida como una vela que se prende y se apaga o una luz intermitente. Su trabajo, a su parecer, ya estaba listo. Había hecho demasaido y ya podía ver como una de sus uñas temblaba por algun corte externo, Mucho no le importaba, pero cuando se trataba de excusas esa podía ser una buena. El comentario del castaño la hizo sonreír, no era el primero ni el último que se lo decía, arruinar momentos era su trabajo, muy mal remunerado por cierto. A ésto se lo comentó entre risas mientras se sentaba a lo indio en el suelo y comenzaba a quitarse los zapatos, se le hacían duros ya que estaban nuevos. Ideas de su abuelo regalarle a los cuatro cratro par de zapatos para el colegio iguales.

La pregunta no le sorprendió, solo alzó la mirada hacia el Durmstrang y negó con la cabeza, desde su pocisión se podía apreciar un trasero bien formado, listo para una nalgada. - Aburrido? Aburridas son las que se conforman con uno solo.. - contestó con sinceridad recostando su cabeza en la piedra de la pared. - Antes era aburrida, cobarde, amaba demasiado y así me fue.. - siguió mirando hacia el polvo del piso, dibujando con su dedo figuras sin formas. Azier, su primer gran amor había sido una bestia, y ella, idiota se había encaprichado con la bestia.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Sáb Abr 23, 2011 5:16 am

Observé atentamente como la muchacha se sentaba en el suelo para sacarse su calzado y una sonrisa se curvó en mis labios ante su seguridad y espontaneidad, me gustaba eso de Lua, yo era muy parecido con respecto a la seguridad en mí mismo, sólo que muy pocas veces realmente se me notaba, o al menos eso pensaba. Lentamente comencé a dejar los trofeos que ya estaban limpios sobre la estantería que Lu había terminado de limpiar mientras dejaba que se masajeara sus pies o hiciera lo que quisiera hacer con esa parte de su anatomía, ya faltaba poco para acabar con esa estantería permitiendo que mañana pudiéramos comenzar con la otra.

Estornudé sin poder evitarlo ante una pequeña pelusa de polvo que saltó de no sé donde poco antes de que ella comenzara a contestar mis preguntas logrando que arqueara mis cejas en clara señal de no entendimiento, no podía creer que una dama pensara de esa forma, simplemente mi crianza había sido distinta, por eso amaba Rusia. - Espero que eso no te pase la cuenta más adelante - comenté siendo sincero, ya había comenzado a ser tan directo como ella y la verdad era que no era necesario adornar las frases con palabras bonitas, no estaba hablando con una desconocida, era Lua, mi fea, la primera chica que había besado por lo que la confianza, por más que la pasáramos discutiendo, existía. - No me gustaría que los chicos se formaran una mala opinión de ti provocando que después sólo te quieran para tener sexo y nunca te tomen en serio - mientras hablaba seguía llevando los trofeos hacia el estante, pero me di un tiempo para mirarla directamente a los ojos cuando terminé de hablar, podía ser que mis palabras habían sonado un poco duras, pero era lo que pensaba.

Desvié el contacto visual recordando lo que me había dicho de cómo solía ser mientras hacía una mueca de disgusto - ¿Me estás intentado decir que por una mala experiencia eres como eres? Pensé que eras de las que no se rendías facilmente - comenté al mismo tiempo que dejaba el último trofeo encima del estante para luego comenzar a limpiar mis manos refregándolas violentamente sobre mi pantalón escolar.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Sáb Abr 23, 2011 5:46 am

Solo con las últimas palabras que habían salido de su boca se había quedado pensando, preguntandose porque le estaba contando algo así a él, se enterraría de la cabeza a los pies y eso terminaría mal si hablaba, no solo había sido una mala influencia, a ella siempre le había gustado coquetear con chicos guapos, lo que si había cambiado luego de aquello había sido su desinteres por ellos, los, usaba, de cierta forma.

Lua suspiró al escuchar hablar a Stef - No me importa nada lo que los demás piensen de mi Stef, no he hecho nada prohibido en ese aspecto.. Quienes me conocen saben que es solo mi forma de divertirme, no hay ningún sentimiento de por medio. - le explicó con la poco paciencia que tenía - Muy diferente sería si me enamorara, no creo que eso pueda llegar a pasar, pero si pasa supongo quem e daré cuenta. . - se encojió de hombros quitandole gravedad a un asunto que no era demasiado importante, auqnue para ella nada era importante más que los suyos.

La ultima pregunta de Stefan ya la venía venir, nunca debió haber hablado de eso. - No, la mala experiencia fue creer que estaba enamorada y que podía hacer lo que quisiera cuando solo tenía 11 años.. - contestó desviando la mirada de él, ni siquiera sus hermanos ni Everleigh sabían aquello, porque se lo estaba contando a él que no hacía más que decile puta indirectamente entonces?



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Mar Abr 26, 2011 12:57 pm

Luego de refregar las manos en el pantalón para sacarse el polvo el muchacho se acercó a Lua acomodándose al lado de ella en el frío suelo, la muchacha seguía descalza y él como si nada tomó uno de sus pies para comenzar a masajearlos lentamente, ese tipo de cosas no le incomodaban para nada al chico ruso, a decir verdad era muy bueno dando masajes, quizás por eso era que, en caso de que no pudiera estudiar para ser medimago, quería al menos estudiar una área relacionada con la medicina como la kinesiología que, básicamente, se trataba en hacer terapias musculares.

Arqueó una de sus cejas cuando las palabras de la amiga de su hermana le dejaron en claro que ella no creía que enamorarse era una opción en su vida, la verdad era que él tampoco creía que pudiera enamorarse y mucho menos ahora después de todas las cosas que habían pasado, sin embargo creer en una vida sin tener con quien compartirla tampoco era su filosofía de vida, además que decir que el pequeño Stefan no se divertía sería decir la mentira más grande la faz de la Tierra, la única diferencia era que él era discreto con su diversión, cosa que Lua no hacía, era como si quisiera que todos se dieran cuenta de que ella podía cambiar de pareja cuantas veces quisiera o pudiera estar con quien ella quisiera, eso era lo que no le encajaba de la personalidad de la chica, esas ganas de querer que todos supieran de sus conquistas. - Estoy seguro que te enamoraras, con esa cara de ángel y ese cuerpo de Diosa, estoy seguro que tienes loco a la mitad del cole y enamorado a un tercio... es sólo cuestión de que observes - con su dedo índice le tocó la punta de su nariz para luego volver a concentrar su mano en el masajeo de sus pies, esa terapia era tanto relajante para él como para ella, de eso no había duda.

Lentamente el muchacho pasaba ambas manos por todo el contorno de su pie hasta que las últimas palabras de la Gry provocaron que parara en seco - ¿Once años? - Anteriormente no había querido seguir hablando sobre su estilo de vida, pues estaba seguro que no iban a llegar a ningún lado, además Stefan admitía que tenía razón al decir de que lo que pensaran los demás valía madres mientras ella se sintiera bien consigo misma, pero lo que no podía dejar pasar era esa confesión, ¿Lua le estaba diciendo de que había perdido su virginidad a los once? - ¿Qué pasó a los once años, Lua? - le preguntó serio esta vez, aunque no lo demostrara esa pequeña, que era mayor que él, realmente le importaba.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Miér Abr 27, 2011 1:54 am

Los masajes que él comenzaba a hacerle la relajaban, le gustaban y al mismo tiempo le causaban cosquillas. Lua rió como una chiquilla moviendo sus pies descalzos. Lo que él pensaba podía tener algo de verdad, como podía estar equivocado. Sabía lo que hacía y tampoco se andaba de chula por allí diciendo a los cuatro vientos que se había acostado con éste o con aquel. Y no, no pensaba enamorarse, si los demás lo estaban de ella no era problema suyo. Sabía de sus buenos atributos.

- Seguramente Stefan, seguramente todo esos estan enamorados, pero me conocen muy poco, un buen físico y una cara bonita no es importante. No me gustan las reglas, soy despistada y no atiendo en clases, soy mestiza y si me vieran al despertar creo que se desenamorarían al instante.- Y era así, se movia tanto en la cama que terminaba practicamente desnuda, con una gran melena de león en la cara y los ojos bizcos. La segunda pregunta ya no quizo contestarla luego de eso. Se sento bien y se dió la vuelta acomodando su cabeza en las piernas del Durmstrang. - Debes prometerme que no se lo dirás a nadie, ni siquiera a mis hermanos, a nadie Stefan.. - murmuró mirandolo desde abajo, seria y con los ojos fijos en los de él.

Luego de una pausa en la que él compendió que aquello realmente era importante Lua se relajó y mirando sus manos comenzó a contarle. - Antes de entrar a Hogwarts tenía un amigo, él era hermoso y la persona más buena del mundo, fue mi primer novio y mi primer beso. Prometimos amarnos toda la vida, ya sabes, se suponía que eran cosas de niños pero de verdad estaba enamorada, no había noche en que no soñara con él... - la castaña sonrió leve al recordarlo. - A mis hermanos y a mi nos llegaron las cartas para entrar a los colegios y ese día fui directo a decirselo a él.. en realidad estaba esperando que a Bastien tambien le llegara, pero no fue así, callé y le dije que iría a un colegio pupilo en Inglaterra, se lo creyó y me esperó.. - se dió un suspiró y miró a Stefan esperando no se hubiera dormido con su charla, sonrió leve y prosiguió. - El primer año aquí le pedí a mamá que se encargara de darle mis cartas y él me escribía, no sabía nada de lechuzas mensajeras, era un muggle. Cuando volví a casa ese verano lo primero que hice fue ir corriendo a verlo, pero él no estaba en casa. Según su hermano regresaría pronto por lo que esperé en la sala una media hora. Su hermano se llamaba Gustav, yo creo que ahora debe ser un soldado de la armada o algo así.. Se sentó conmigo y me ofreció jugo, lo bebí a gusto pero tenía un sabor extraño y lo deje a la mitad. No recuerdo si me dormí o si estaba media despierta cuando me tomó en sus brazos y me llevó a su habitación...- su voz no temblaba era un témpano al contar aquello - me comenzó a tocar, y a desnudar, me violó como se le antojó sin que pudiera hacer nada.. era una niña y había sido ultrajada por el hermano del amor de mi vida.. - y lamentablemente eso no era todo, Lua se quedó quieta y acurrucada en el piso recordando aquello mientras comenzaban a caer gruesas lágrimas por su rostro.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Miér Abr 27, 2011 3:26 pm

Las risas de Lua hacían que Stef también se pusiera a reír sin poder evitarlo y es que aunque quisiera no podría pues las carcajadas de la castaña eran algo contagiosas, siguió masajeandole sus pies mientras que negaba con la cabeza al notar que no podía dejar de curvar sus labios en una sonrisa que a veces se transforma en una ligera carcajada - Deberías reír más seguido, Lu, te ves hermosa - comentó mirándola a los ojos para luego desviarlos al darse cuenta de que ese era el primer piropo verdadero que le dedicaba a la primera chica que había rozado sus labios, lentamente le soltó sus pies permitiendo que la, ahora, mujer se acomodara a gusto en el suelo mientras que le hacía prometer discreción con lo próximo que iba a contarle, por un momento el castaño frunció el ceño ante la petición de la muchacha pues si algo había en Stefan era discreción, aún así la miró directamente a los ojos asintiendo con la cabeza para que no quedaran dudas, él jamás contaría algo que sabía que era delicado, aunque a decir verdad el muchacho no imaginaba qué era lo que Lua le podría contar para que su expresión cambiara tan drásticamente.

En completo silencio prestándole la mayor atención humana posible, Stefan escuchó cada una de las palabras de Lua, al principio sonreía mientras que la historia del primer amor llegaba a sus oídos, debía reconocer que él no podía aún contar una historia en la que el verdadero amor estaba involucrado, pero sí tenía una buena historia sobre su primer "noviazgo", a decir verdad su relación con Cassandra había sido bien bonita mientras duró. Con un leve suspiro asintió a las palabras de la chica cuando le contó la mentira que había tenido que decirle al niño, era muy duro enamorarte de un muggle y mucho más a esa edad en la que aún no comprendías el porqué tenías que ir a una escuela de magia cuando toda tu vida te habías crecido con gente común y corriente, aunque en el caso de Stefan y Lua era algo distinto ya que ambos tenían un mago en la familia que los había guiado desde pequeños.

A medida el relato de su "amiga" avanzaba el ceño de Dunst se iba frunciendo cada vez más hasta que, sin darse cuenta, sus puños comenzaron a apretarse y su mandíbula a tentarse al darse cuenta que ya sabía lo que vendría después. Un bufido escapó de su boca cuando las últimas palabras se escucharon en la habitación, no lo podía creer... no lo podía entender, el muchacho estaba completamente perdido mientras trataba de canalizar por todo lo que la Gry había tenido que pasar desde que era una pequeña niña, las ganas de encontrar a ese tal Gustav y partirle la cara de un solo combo para que aprendiera a comportarse como un verdadero hombre crecían sin parar ¡ABUSAR DE UNA PEQUEÑA USANDO DROGAS! ¡Qué bajo! ¡Qué serpiente! Tal y como se temía las lágrimas de Lua no tardaron en llegar poniendo en aprietos al pequeño Durmstrang, toda su vida había intentado encontrar las palabras perfectas para decir en un momento así, pero jamás las había encontrado, así que por intuición se acercó a la muchacha y la acunó entre sus brazos tratando de que así dejara atrás todos esos malos recuerdos, sabía que eso era imposible, pero se sentiría un completo canalla si no lo intentaba - shh, tranquila, Lu... - murmuró besando sus finos cabellos mientras que mecía su cuerpo hacia delante y atrás para calmarla - nunca nadie más te hará daño... lo prometo - los ojos del muchacho nunca habían estado más glaciales que ahora, la rabia, furia, impotencia, ira, odio y repulsión hacia ese sujeto estaba toda reflejada en sus grisaseos ojos así como, ahora, estaba la promesa que había salido de sus labios, Stefan no era de los que rompían una promesa y esta no sería la excepción, ahora muchas características de Lu le encajaban y, aunque pareciera imposible, el saber el por qué de su personalidad habían hecho que un interés naciera hacia ella, un interés que probablemente fuera más que amistoso y que hacía mucho tiempo no sentía en él...


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Lua A. Marsden el Lun Mayo 02, 2011 1:50 pm

Era una historia triste, aunque tenía un buen comienzo, Lua
aun podía recordar esa carita regordeta de su hermoso Bastien sonriéndole y hablándole
de cosas infantiles, habían pasado hermosos días juntos, y todo se había ido a
menos cuando el verano luego de su primer año llego. Las lagrimas traicioneras seguían cayendo por
el rostro de la chica, saladas al llegar a sus labios, acurrucada ahora en
Stefan, quien sin proponérselo estaba siendo de un gran sostén para aquella
bomba que había soltado hacia segundos,
no era demasiado cercano, pero lo sentía así sin que necesitasen más
tiempo para conocerse, se estaba abriendo a el mas de la cuenta y luego de
seguro podría arrepentirse de todo.

- No sé como Sali de esa casa, pero lo que si
recuerdo es que no pude decirles nada a mis hermanos ni mis padres, Gustav había
jurado que los mataría a todos, y tenía
pruebas para creer en su palabra. En casa me entere que Bastien había muerto, según
la policía alguien había entrado a la casa y lo había asesinado, pero era obvio
quien había sido.. – siguió y se detuvo porque ya no había nada más que contar,
era más claro que el agua. Gustav era una de esas personas malditas que le
quitan la felicidad a la gente, aquellas personas que deberían ir directo al
infierno o morir siendo torturado por hacer tamaña hazaña.

- No quiero que se lo digas a nadie Stefan..
necesito me lo prometas.. – la mirada de la castaña, aguada y transparente se
poso en los ojos de él. – Se que no es una buena escusa el estar con muchos y
no decidirme por ninguno, pero aunque diga que jamás me enamorare lo que hago
es buscar a aquel que me haga sentir
esas mariposas que sentía cuando Bas estaba conmigo.. – susurro ya sin voz, haciéndose
más pequeña en sus brazos.



A la carga mi rockanroll desborda cualquier mal.

Lua Aleera Marsden.-


avatar
Lua A. Marsden
GRYFFINDOR
GRYFFINDOR

Mensajes : 87
Puntos de Canje : 40618
Fecha de inscripción : 21/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Stefan V. Dunst el Mar Mayo 03, 2011 12:01 pm

Mis brazos seguían rodeando su frágil cuerpo mientras que sus lágrimas trataban de cesar, por un momento pensé que se alejaría de mí, golpeándome por ser cariñoso con ella o maldiciéndome por abrazarla, algo que me indicara que la Lua que yo conocía estaba en su interior, pero no fue así, era como si toda una nueva mujer se estuviera mostrando ante mí, una que valía la pena conocer, comprender, escuchar... en definitiva, amar. Contuve un suspiro para que no pudiera malinterpretarlo, si quería soltar aire era netamente porque apenas podía digerir toda esa información, pero conociendo a Lua lo más probable era que pensara que lo que realmente quería expresar era que estaba cansado de esa charla, algo que no podía estar más lejos de la verdad, así que para no causar problemas innecesarios decidí darle un ligero beso en su pelo y así contener el suspiro.

Su relato siguió y con eso mi frustración se volvió más y más grande, mis puños quisieron cerrarse y golpear lo más cercano que tuviera a mi alcance, pero era algo que tampoco podía hacer, la abracé más fuerte mientras mi boca se juntaba hasta formar una fina linea recta demostrando mi disgusto por la situación que le había tocado vivir. Mis brazos la acurrucaron sin querer dejarla ir hasta que la mala noticia final llegó a mis oídos, mis cuerdas vocales quisieron gritar por lo maldito que era ese... bastardo - Oh Lua... - susurré sin saber qué decir sintiendo una punzada de agudo dolor al verla secar sus lágrimas ¡¿Por qué mierda no estás aquí puto Cabron?! Cristián era el que sabía como tratar a las mujeres, él que sabía qué hacer cuando lloraban, reían, maldecían... yo nunca tenía las palabras correctas, esa era una de las principales razones por las que sólo había tenido una novia - de verano - y aún me mantuviera virgen.

Sin saber qué más hacer me dediqué a abrazarla y acariciarla dejando que se empequeñeciera entre mis brazos - No te preocupes, Lua, tienes mi palabra - susurré contra su pelo, yo podía ser muchas cosas pero si había algo que no toleraba era faltar a una promesa, por lo mismo era que trataba de prometer lo menos posible - te mentiría si te dijera que comparto tu modo de hacer las cosas - seguí hablando sin soltarla, porque realmente no compartía el hecho de que buscara un remplazo de Bastien probándolos a todos, era mucho mejor si simplemente se enfocara en otras cosas hasta que el indicado apareciera y volvieran las maripositas a su estómago - pero te entiendo - mis labios se fueron a su frente sin poder evitarlo - te entiendo y créeme que no dejaré que nadie más te haga daño de esa forma - susurré sin hacerle una promesa, no quería decirlo en voz alta sin tener la certeza de que pudiera cumplirlo, mal que mal llegaría el punto en el que tendríamos que separarnos, pero mientras la tuviera cerca esa sería una promesa conmigo mismo, de eso no había duda.


Stefan Vladislav Dunst



Para triunfar en la vida
no es importante llegar primero,
Sino que saber llegar.
Spoiler:



¡Good boy!
avatar
Stefan V. Dunst
DURMSTRANG
DURMSTRANG

Mensajes : 189
Puntos de Canje : 40448
Fecha de inscripción : 01/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Esto es tu maldita culpa Dunst.-

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.