En busca de buenas noticias

Ir abajo

En busca de buenas noticias

Mensaje por Lorcan Scamander el Miér Abr 27, 2011 4:13 pm

Sábado por la mañana. La mayoría de los estudiantes permanecían dormidos disfrutando del primer día del fin de semana, aún así había unos cuantos que habían preferido aprovechar el día en su totalidad y a esa hora se encontraban desayunando en una tranquilidad que en cualquier otro momento hubiera resultado atípica.

Lorcan era uno de ésos chicos, se había despertado temprano y ahora bebía algún tipo de infusión caliente de esas ideales para las frías mañanas de otoño, untaba con calculada precisión una porción del pan élfico con mermelada de manzana y miraba a su alrededor con aire distraído. Últimamente no había podido hablar con su hermana como acostumbraba y eso lo mantenía intranquilo, era increíble que aún siendo compañeros de la misma casa no les alcanzara el tiempo para mantener una conversación decente pero así era, y mientras tanto allá afuera las cosas cambiaban a un ritmo vertiginoso. El graznido de las lechuzas entrando al Gran Comedor le indicaron que el correo no perdía puntualidad ni siquiera los fines de semana, alcanzó a apartar su taza justo a tiempo para evitar que el periódico arruinara su desayuno.

La portada no parecía muy distinta a las anteriores, incluso las noticias eran bastantes similares pero aún así él se esmeraba por encontrar algún cambio, aunque fuera algo ínfimo que le indicara que las cosas estaban prontas a cambiar.




Lorcan
SCAMANDER
EL HOMBRE SE ELEVA POR LA INTELIGENCIA, PERO NO ES HOMBRE MÁS QUE POR EL CORAZÓN.



Spoiler:

When a man says "Till death do us part" he's not making a promise he's making a goal in life ~ Jeff Dunham
avatar
Lorcan Scamander

Mensajes : 63
Puntos de Canje : 41995
Fecha de inscripción : 22/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En busca de buenas noticias

Mensaje por Dominique Weasley el Miér Abr 27, 2011 7:10 pm

Nunca había considerado del todo necesario levantarme temprano un día sábado siendo este el único día en que podía descansar, libre de deberes y clases, pero esa noche no había logrado dormir absolutamente nada y cuando me di cuenta ya había salido el sol y era un nuevo día. Era absurdo tratar de cerrar los ojos cuando tenía a mis compañeras de cuarto haciendo ruido al levantarse, así que decidí ponerme en pie también y tratar de comenzar ese día con algo de optimismo, seguramente sería un buen día, o al menos eso esperaba.

Luego de un refrescante baño me arreglé para bajar al desayuno, donde esperaba encontrar a alguno de mis primos y divertirme un poco con ellos, que sin duda su compañía aseguraba un rato agradable. Al llegar al gran salón me detuve en la entrada unos minutos, recorriendo con mi mirada todo lo que podía ver en las mesas, buscando alguna señal de donde se encontraban mis amigos. A lo lejos logré ver varios cabellos rojos y supe que eran algunos de ellos, esas cabezas eran inconfundibles. Con una sonrisa y mi agraciado andar me dirigí hasta el otro extremo del salón, solo para ser interrumpida por las lechuzas que traían como todos los días, el correo.

No pensé en detenerme ante tal desfile de lechuzas de todos los colores y tamaños que volaban sobre la cabeza de los alumnos que esperaban con ansias su correspondencia, pero en cuanto vi que una de las lechuzas venía directo hacia mí y la reconocí como la vieja mensajera de una de mis abuelas, me detuve a esperar la carta que llegaba para mí. Alcé un poco las manos esperando que el sobre callera en mis manos, pero esa vieja lechuza atolondrada, como siempre, pasó de largo y parecía que no podía detenerse, algo que comprobé en el momento en que se estrelló de lleno en la espalda de un chico de la mesa de Ravenclaw - ¡Por Merlín! – exclamé, cubriendo mi boca con mis manos y caminando hacia él para pedirle disculpas pero al final me acerqué al ave, que parecía aturdida en el piso – pobrecita mía – murmuré inclinándome y acariciándola mientras comprobaba que estaba bien, para luego ver como se levantaba y volvía a desplegar sus alas y comenzaba su vuelo de regreso. Solo entonces, aún inclinada levanté la vista para ver quién era el chico afectado y solo entonces supe quien era – Cielos Lorcan, lo siento – dije mientras recogía mi carta y me paraba, sonriendo algo culpable por lo ocurrido – discúlpala, está algo vieja y ya no ve por donde vuela – me excusé y finalmente soltar una pequeña risa porque aun así había sido gracioso luego volví a mirarlo con algo de culpabilidad a pesar de que el ave había chocado con su espalda, no yo – Que modales los míos, aún ni te saludo y ya te estoy atacando con la lechuza de mi abuela – dije antes de acercarme a él y besar sus mejillas con delicadeza, era la costumbre que casi todos los franceses tenían al saludad – Buenos días – le sonreí amistosamente y luego vi el asiento libre junto a él – ¿te molesta si me siento contigo? – dije tratando de ocultar un poco mi acento francés y fracasando en ello mientras señalaba el lugar libre y esperando que aceptara mi compañía durante el desayuno. Nunca estaba de más compartir buenos ratos con los viejos amigos, y yo a Lorcan lo conocía desde siempre, sus padres eran buenos amigos de la familia Weasley, por lo que desde pequeños sabíamos el uno del otro.

avatar
Dominique Weasley
PREFECTO/A DE BEAUXBATONS
PREFECTO/A DE BEAUXBATONS

Mensajes : 200
Puntos de Canje : 42524
Fecha de inscripción : 15/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En busca de buenas noticias

Mensaje por Lorcan Scamander el Jue Abr 28, 2011 6:17 pm

Revisó las páginas rápidamente, ningún nombre conocido en las noticias ya era algo bueno aunque el número de desaparecidos o heridos no disminuyera. Más tarde leería con más detenimiento las crónicas, por ahora se conformaba con disfrutar de una mañana prometedora lejos de los fantasmas que acudían a él cada vez que repasaba la lista de nombres de los heridos.

Terminó el pan y se apresuró a hacer lo mismo con el café que quedaba, pero apenas había tenido tiempo de tomar la taza cuando sintió un fuerte impacto en su espalda y el líquido caliente terminó por derramarse sobre él. Ahogó una maldición mientras se apresuraba a despegar la tela que se había adherido a su piel quemándolo y se giró rápidamente buscando la causa de tal desorden. Un par de ojos verdes muy familiares fueron su única respuesta.

Era Dominique hija de Fleur y Bill Weasley; la observó inclinarse y analizar cuidadosamente una lechuza que tenía el plumaje bastante desordenado y que por la manera de batir sus alas parecía desorientada. Ahora lo entendía, esa ave que a penas había logrado alzar vuelo debía haber sido el misil que lo había embestido por detrás.

- No es nada Dominique - dijo restándole importancia al asunto - después de todo tenía la espalda un poco contracturada - movió los hombros ignorando el dolor donde estaba seguro esa lechuza le había clavado el pico o las garras y sonrío al imaginarse la escena, agradecía que Theo no hubiera estado presente o sería su burla para el resto del año - ¿Ves? Me la aflojó por completo.

Aunque hubiera sido un hipogrifo en lugar de una lechuza vieja estaba seguro que no se habría podido molestar con Dominique, ella era de esa clase de personas tan difíciles de encontrar que con una mirada o una sonrisa parecían arreglarlo todo. Tal vez se debía a su parte veela pero Lorcan lo dudaba porque con Victoire no ocurría lo mismo. Respondió a su saludo al estilo francés acostumbrado a aquellos modales en las visitas que ambas familias se hacían desde que tenía memoria y se apresuro a ponerse de pie para facilitarle el acceso al asiento más próximo que estaba desocupado.

- Al contrario, me harías un favor no hay nada mejor que comenzar el día con una grata compañía - reforzó su gesto con aquellas palabras mientras se ponía la chaqueta que había llevado para disimular la mancha de café que había quedado en sus ropas, más tarde podría cambiarse.

Ya casi había terminado de desayunar cuando el incidente lo interrumpió pero sería de mala educación dejarla comer sola, por lo que se sirvió una nueva taza y le ofreció otra ella aunque no estaba seguro de que acostumbraban a tomar por la mañana los franceses.

- Recuerdame que para tu próximo cumpleaños te regale una lechuza - bromeó mientras el Gran Comedor comenzaba a llenarse de alumnos poco a poco - ¿Cómo has estado? No habíamos tenido oportunidad de hablar desde que comenzó el curso - se quedó en silencio unos segundos meditando sus propias palabras - aunque parece que últimamente es común que no hable con las personas con las que debería - había pensado en voz alta pero era cierto, con su hermana parecía ocurrir lo mismo y no le agradaba en absoluto aquella situación.

- Deberías probar la mermelada, no es tan buena como la que hace tu abuela pero es bastante aceptable - tomó una cucharada del dulce y lo comió directamente disfrutando de su acidez.





Lorcan
SCAMANDER
EL HOMBRE SE ELEVA POR LA INTELIGENCIA, PERO NO ES HOMBRE MÁS QUE POR EL CORAZÓN.



Spoiler:

When a man says "Till death do us part" he's not making a promise he's making a goal in life ~ Jeff Dunham
avatar
Lorcan Scamander

Mensajes : 63
Puntos de Canje : 41995
Fecha de inscripción : 22/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En busca de buenas noticias

Mensaje por Dominique Weasley el Vie Abr 29, 2011 2:48 pm

Yo era de las personas que a la más mínima muestra de bondad, sonreía, y esta vez no fue la excepción. A pesar de la torpeza de la lechuza de mi abuela él le quitó la mayor importancia al asunto, seguramente para no hacerme sentir culpable o que se yo y no pude evitar sonreír con algo de dulzura. Esta era una de las razones por las cuales Lorcan me agradaba tanto, era un chico amable, era bueno, de esas personas que ya casi no quedaban. Otro chico seguramente con un accidente como el que acaba de ocurrir me hubiera reclamado incluso por mucho menos y eso si que hubiera sido realmente incomodo. Agradecí nuevamente en mi interior que fuera Lorcan y no otro chico, aunque me hubiera gustado verlo de una forma menos violenta. Definitivamente tendría que decirle a mi abuela que comprara una lechuza menos atolondrada que la suya.

- Gracias Lorcan – le sonreí dulcemente mientras lo veía ponerse de pie para darme paso a sentarme junto a él. Cualquier otro me hubiera mirado con cara de irritación pero él solo me decía lo agradable que le resultaba desayunar conmigo y yo solo esperaba que no volviera a pasar algo vergonzoso donde el afectado fuera nuevamente él – prometo no volver a golpearte con la lechuza ni con nada mas en el resto del tiempo que pasemos platicando – lo miré poniendo ojitos angelicales medio en broma y luego soltando una pequeña risa mientras él volvía a tomar asiento.

Mientras Lorcan me servía una taza de café, pude apreciar que en su lugar había un poco de café derramado en el borde de la mesa y disimuladamente vi que se estaba cubriendo con su chaqueta. Volví a sentirme culpable, seguramente se había manchado con café “cielos, que vergüenza, donde voy causo desastres, o mis animales, en este caso el de mi abuela” pensé mientras le agradecía por la taza de café y tomaba un pan mirando hacia otro lado algo sonrojada por la vergüenza pero volviendo a mirarlo cuando bromeo con lo de la lechuza.

-jajaja a decir verdad, esa no es mi lechuza, es de mi abuela así que gracias por la idea, le regalaré una a ella y me aseguraré de que sepa volar bien y no choque a mis amigos cada vez que traiga una carta para mí – solté una pequeña risa antes de llevarme el pan a la boca darle un mordisco y también disfrutaba del café. De pronto vi que a lo lejos, en otra mesa estaban mis primas Rox y Molly llamándome con un gesto de mano, a lo que solo respondí con una sonrisa y luego volví a mirar a Lorcan, la verdad es que hacía tiempo que no hablaba con él y esta era una buena oportunidad – Estoy bien, o al menos trato de estarlo, de nada sirve echarse a morir – no pude evitar soltar un suspiro. Estaba bien, pero aun había momentos en los que me derrumbaba al recordar a mis amigos caídos en la batalla de mi otro colegio. Esos eran recuerdos imposibles de borrar y a pesar de estar siempre feliz y sonriendo, siempre estaría ese recuerdo atormentándome – La verdad es que si, hace bastante que tú y yo no hablamos, hasta me estaba sintiendo abandonada –bromeé alzando una ceja. De pronto pareció hablar para sí mismo pero aún así no pude evitar decir un pequeño comentario a eso – nunca es tarde para darte la oportunidad de hablar con quien debes, quieres o necesites – le sonreí y luego baje la mirada hasta mi taza y daba un pequeño trago a mi café – aprovecha de pasar todo el tiempo que puedas con personas especiales, como dije, nunca es tarde a menos que esas personas se vayan, solo entonces te arrepientes de no haber dicho todo lo que querías a esos a quienes se pierde – dije algo nostálgica al pensar en mis amigos muertos. Pero quería que fuera una mañana agradable y no quería ponerme triste así que luego de dar un pequeño suspiro volví a sonreír y a seguir con mi desayuno.

Probé de la mermelada que me estaba diciendo Lorcan luego de que él lo hiciera – si, definitivamente no hay como la mermelada de mi abuela – cerré los ojos mientras un lindo recuerdo venia a mi mente en ese momento. Mi familia al completo desayunando en la madriguera. Si, esos eran momentos que me gustaban disfrutar – Un fin de semana te invitaré a la madriguera y nos llenaremos comiendo mérmela y todas las cosas sabrosas que prepara mi abuela – lo miré fijamente nuevamente alzando una ceja – y no acepto un NO como respuesta – y le saqué la lengua juguetonamente para luego seguir probando mi rico desayuno.

avatar
Dominique Weasley
PREFECTO/A DE BEAUXBATONS
PREFECTO/A DE BEAUXBATONS

Mensajes : 200
Puntos de Canje : 42524
Fecha de inscripción : 15/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En busca de buenas noticias

Mensaje por Lorcan Scamander el Miér Mayo 04, 2011 9:28 am

Debió suponer que hablar de tiempos perdidos podía traerle recuerdos poco agradables a Dominique, de hecho hace tiempo que tendría que haber aprendido la lección sobre no expresar los pensamientos con tanta claridad, sin filtro alguno que pudiera censurarlo. Pero aquello hubiera significado mutilar gran parte de su personalidad y él no vivía conforme a las normas de los demás sino siguiendo su propia consciencia; que coincidiera con las reglas básicas de una buena convivencia no era casualidad después de todo el hombre había sido creado para vivir en armonía y no para exterminarse a sí mismos.

El comentario sobre la lechuza no le sorprendió, con frecuencia las personas se terminaban encariñando con sus mascotas y seguramente ése era el caso de la abuela de Dominique. No podía culparla, si a él le fuera posible conservar algunos de los tantos animales que le habían fascinado a lo largo de sus viajes probablemente lo haría; aunque no estaba seguro si un Aethonan podía considerarse una mascota aceptable.

Iba a pedir su opinión al respecto cuando se percató de que su atención se encontraba a un par de mesas de distancia, casi por inercia siguió la trayectoria hasta toparse con dos muchachas demasiado conocidas que saludaban a su acompañante en un claro signo de invitación. Sonrió ante la imagen, las chicas siempre parecían moverse en masa y en raras oportunidades se las podía encontrar sin compañía, probablemente fuera alguna especie de pacto secreto del sexo opuesto. Pero Dominique (en contra de su deducción personal) no fue con ellas sino que mantuvo la conversación con total naturalidad sin tratar de darle un fin precipitado; él no lo supo hasta después pero en ese momento se sintió orgulloso de haber sido la opción elegida.

Ya había ingerido suficiente pan por lo que se limitó a jugar con las migas que habían quedado sobre el mantel, comer en exceso podía ser calamitoso si se tenía en mente un breve vuelo en escoba después como él había planeado al levantarse. Cuando la conversación adquirió nuevamente un tinte nostálgico prefirió mantenerse en silencio y observarla con atención, hablaba con tal solemnidad de lo que sin duda eran recuerdos de su anterior colegio que consideraba que comentar algo sobre el tema sería una falta de respeto.

- Entonces no te volverás a sentir abandonada, al menos en lo que respecta a mi - se limitó a contestar, que ella hablara de esa manera tan sensata para la edad que tenían y más aún habiendo experimentado en primera persona lo que era perder a seres queridos en una guerra que como todas no tenía sentido la convertía sin dudas en alguien especial. Ahora más que nunca se encargaría de hablar con su hermana como fuera, aún si tuviera que saltearse alguna de las clases.

Dio un sorbo al café que comenzaba a enfriarse con demasiada rapidez y asintió con la cabeza reconociendo los dotes culinarios de la abuela de los Weasley - Esa alternativa no había pasado por mi cabeza por alguna extraña razón lo que se cocina en casa siempre es agridulce, creo que mi madre tiene un gusto muy particular por los condimentos - una risa se escapó de sus labios involuntariamente, no era no le agradara la comida hogareña por el contrario pero siempre la había considerado exótica a comparación de las comidas del colegio y eso ya era decir mucho.

Sabía que lo más adecuado era mantener la conversación en un terreno que fuera ameno para ambos, pero no había podido resistir la tentación de ahondar en un tema, que esperaba, no arruinara la platica.

- Después de todo lo que has visto ¿Qué piensas de aquellas personas que apoyaron los ataques? - la pregunta podía ser abrupta y algo confusa, por lo que se apresuró a aclarar - no me refiero a los que lo hicieron realmente pero sí a los que estuvieron de acuerdo, ¿Crees que hay posibilidad de que cambien de parecer, que puedan cambiar realmente? - lo que realmente quería saber era si aquellas personas con las que se había encariñado aún cuando no estuviera de acuerdo en sus creencias tenían redención, podía ser que el sentimiento lo hubiera hecho perder objetividad y necesitaba saber si compartir momentos con ellos no era una forma de traicionar sus propios ideales.




Lorcan
SCAMANDER
EL HOMBRE SE ELEVA POR LA INTELIGENCIA, PERO NO ES HOMBRE MÁS QUE POR EL CORAZÓN.



Spoiler:

When a man says "Till death do us part" he's not making a promise he's making a goal in life ~ Jeff Dunham
avatar
Lorcan Scamander

Mensajes : 63
Puntos de Canje : 41995
Fecha de inscripción : 22/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: En busca de buenas noticias

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.